¿Cómo funciona Just Eat?

Just Eat es un servicio de orden y entrega de alimentos online. Actúa como intermediario entre los puntos de venta de comida para llevar y los clientes. Tiene su sede central en el Reino Unido y opera en 13 países de Europa, Asia, Oceanía y América. La plataforma permite a los clientes buscar restaurantes locales de comida y elegir entre opciones de recogida o entrega.

El valor de está empresa se ha catapultado en los últimos años y no hay ninguna duda de que hoy en día, es una de las empresas más importantes en su mercado. La tecnología patentada que emplean permite ofrecer un servicio de pedidos digitales rápido y eficaz a 21,5 millones de clientes 82.300 socios de restaurantes.

Según  la empresa, 3,2 millones de usuarios visitan la web cada mes (doblegando así el número de usuarios que visitaban la página en 2010). Del mismo modo, hay 13 millones de personas que regularmente piden una comida para llevar al menos dos veces al mes.

Cómo usar la aplicación de JUST EAT

¿Cómo se realiza un pedido en JUST EAT?

  1. Descarga la aplicación (está disponible tanto en iOS como en Android) o visita la página web.
  2. Establece tu ubicación.
  3. Busca restaurantes por tipo de cocina o filtra las búsquedas por distancia o clasificación.
  4. Ordena la comida

¿Necesita más información? Echa un vistazo:

  1. Selecciona si deseas recoger tu pedido o que te lo entreguen.
  2. Escoge lo que quieras – ¡ésta es la parte más difícil para los clientes! 🙂
  3. Mantente atento a ofertas de comida u ofertas especiales temporales.
  4. Si tienes alguna nota extra para la comida para llevar, asegúrate de agregarlo en el cuadro de notas.

¿Contento con tus elecciones? Haz clic en ‘Pago’, comprueba tu dirección y sigue las sencillas instrucciones de pago. Recuerda, puedes pagar en efectivo o con tarjeta. Una vez que hayas terminado, te enviarán tu pedido.

Si necesitas más información acude a la web oficial de JUST EAT.

¿Cómo funciona Just Eat?
5 (100%) 4 votes
Si te ha gustado, ¡no olvides compartirlo!

¿Qué opinas tú?